sábado, 12 de diciembre de 2015

La Virgen de Guadalupe Queer: Artistas reinventan un ícono


"Coyolxauhqui retorna como Nuestra Señora disfrazada como La Virgen de Guadalupe para defender los derechos de Las Chicanas"
Obra de la artista Alma López



"Chulo De Guadalupe", de Tony de Carlo

Nuestra Señora de Guadalupe trae un mensaje de facultamiento divino que habla a las personas LGBTI - y enoja a los cristianos conservadores. En esta entrada se muestra el arte Queer basado en Nuestra Señora de Guadalupe para el día de su festividad, el 12 de diciembre. Esta advocación es una versión azteca de la Virgen María que se le apareció al campesino azteca Juan Diego fuera de la Ciudad de México el 12 de diciembre de 1531.

En la visión de Juan Diego, la Virgen de Guadalupe, de piel morena, le habló a Juan Diego en náhuatl, la lengua azteca, dirigiéndose a él como si fuera un príncipe. Fue sorprendente porque México había sido conquistado 10 años antes por los españoles que declaraban tener la única y verdadera fe. Un ícono de ella, que lucía igual que la descripción de Juan Diego, fue impreso en su capa como un signo milagroso. Nuestra Señora de Guadalupe se convirtió en un símbolo popular de la dignidad y la esperanza de los pueblos originarios de México.

La colina donde Juan Diego tuvo su visión era el sitio de un antiguo templo dedicado a la diosa madre azteca Tonantzin. Su templo fue destruido por los conquistadores españoles. Nuestra Señora de Guadalupe pidió que una iglesia fuera construida en su honor allí mismo, entre los pueblos conquistados. Ese santuario es ahora el destino más popular de peregrinación católicorromana, que recibe más de 6 millones de visitantes al año.

Incluso los íconos estándares de Nuestra Señora de Guadalupe son subversivos porque la muestran como una mujer mexicana de piel oscura, desafiando las imágenes eurocéntricas que tradicionalmente representan a la Virgen Maria como una mujer blanca de ojos azules. Las antepasadas de la Virgen mexicana de Guadalupe incluyen las Vírgenes Negras, especialmente la versión medieval de Nuestra Señora de Guadalupe en Extremadura, España.

Aquellos que tomaron la visión liberadora un paso más en crear un arte queer de Nuestra Señora de Guadalupe incluyen a Tony De Carlo, Alex Donis, Ralfka González, Alma López y Jim Ru.


"Nuestra Señora" de la artista Alma López



"Nuestra Señora de la Controversia"
Tapa del libro editado por Alma López
y Alicia Gaspar de Alba
Versiones feministas y lesbianas, con vivos tonos eróticos, de la Virgen de Guadalupe son el tema común en el arte de Alma López, una artista chicana y activista nacida en México y criada en California, Estados Unidos de Norteamérica. Una gran polémica se desató sobre su obra "Nuestra Señora", una impresión digital que muestra a la Virgen de Guadalupe en una bikini hecha de rosas, exaltada con una mariposa en su pecho desnudo. López dice que la pensó como un homenaje a la Virgen "inspirada en las experiencias de muchas chicanas y su compleja relación con la Virgen de Guadalupe".


"Encuentro"
  de la artista Alma López
Las amenazas de muerte, los esfuerzos de censura, y las violentas protestas atrajeron la atención nacional e internacional hacia la obra de López "Nuestra Señora" en los últimos años pues la libertad artística se ha enfrentado con la libertad religiosa. En uno de los conflictos más recientes, miles de mensajes negativos pusieron en peligro el sistema de correo electrónico de una universidad irlandesa que se atrevió a exponer la obra en 2011. (Para más detalles, ver mi post "El arte queer de la Virgen y los Santos es atacado como blasfemia - demuestre su apoyo ahora).

"Lupe y Sirena enamoradas"
  de la artista Alma López
En 2001 las autoridades católicorromanas intentaron que la obra de López "Nuestra Señora" fuera retirada de una exposición en el Museo de Arte Popular Internacional en Santa Fe, Estados Unidos de Norteamérica. El debate está reportado en el libro Nuestra Señora de la controversia: La aparición irreverente de Alma López, que fue publicado en 2011 por la Editorial de la Universdad de Texas. La antología fue editada por Alma López y Alicia Gaspar de Alba. Las dos mujeres se casaron en 2008, durante el breve período en que el matrimonio entre personas del mismo sexo era legal en California.

Si bien el ícono de "Nuestra Señora" es erótico, hay contenido lésbico más evidente en algunas de las otras imágenes de la Virgen de Guadalupe que realizó López. La diosa de la luna azteca Coyolxauhqui ha sido interpretada como una deidad lesbiana por  chicanas tales como la escritora-activista Cherrie Moraga. López pinta a Coyolxauhqui, machete en mano, como Guadalupe en la imagen en la parte superior de esta entrada: "Coyolxauhqui retorna como Nuestra Señora disfrazada como La Virgen de Guadalupe para defender los derechos de Las Chicanas". En su página web, almalopez.net, la artista incluye imágenes de un romance entre Guadalupe y una sirena en obras tales como "Lupe y Sirena enamoradas".

El artista Tony de Carlo afirma la santidad del amor gay con coloridas y festivas pinturas de santos queer, Adán y Esteban, el matrimonio entre personas del mismo sexo y mucho obras más. Su obra "Chulo De Guadalupe", que interrumpe los estereotipos del género, aparece en la parte superior de esta entrada. En la jerga mexicana el término "chulo" refiere a alguien que es lindo y, en algunos casos, también sexy.

De Carlo, nativo de Los Angeles, ahora vive en Savannah, Georgia, Estados Unidos de Norteamérica. Su obra se exhibe regularmente en museos y galerías de todo ese país. Para mayor información sobre Tony De Carlo y su arte, véase mi entrada anterior: Santos gays, Adán y Esteban, y el arte sobre el matrimonio igualitario que afirma el amor LGBTI: Una entrevista con Tony De Carlo.


"María Magdalena y la Virgen de Guadalupe" 
de la serie "Mi Catedral"
del artista Alex Donis

Alex Donis pintó a la Virgen de Guadalupe besándose con María Magdalena como parte de "Mi Catedral", una serie que mostraba a personas con puntos de vista opuestos besándose en parejas del mismo sexo. Donis estaba familiarizado con las contradicciones de su propia identidad "tri-cultural": pop, queer, y latino. Nacido de padres guatemaltecos, se crió en el este de Los Angeles, en California, Estados Unidos de Norteamérica.

Su exposición "Mi catedral" causó un frenesí cuando se inauguró en San Francisco, Estados Unidos de Norteamérica, en 1997. Acaloradas discusiones estallaron en la galería, seguidas de amenazas telefónicas y cartas. Vándalos rompieron dos de las obras de arte: Jesús besando el dios hindú Rama, y el líder guerrillero Che Guevara besando al sindicalista César Chávez. La mayoría de la gente desestimó su pintura de Guadalupe besando a María Magdalena, la cual sigue siendo una hermosa y potente expresión de la unión entre la sexualidad y la espiritualidad. Esa obra está incluida en mi libro Arte que se atreve


Guadalupe como Chenrezig, obra de la artista Ralfka González

La artista Ralfka González añade una interpretación budista andrógina pintando Guadalupe como la encarnación de la compasión conocida como Chenrezig, Avalokiteshvara o Kwan Yin. La tradición dice que el bodhisattva compasivo es tanto masculino como femenino. En la imagen de González, Chenrezig está envuelta/o en el manto de Juan Diego.

La foto reproducida arriba es la primera de muchas imágenes de "Lupe Buda" pintadas por González, quien es una artista chicano autodidacta y activista gay latina que vive tanto en Oaxaca, México como en San Francisco, California, EE.UU. A menudo pinta temas mexicanos y/o queer en un colorido estilo de arte folklórico.

"Virginia Guadalupe"
del artista Jim Ru





Jim Ru pintó una versión de la Virgen de Guadalupe mostrando a una drag-queen con barba. Bajo el título "Virginia Guadalupe", la pintura fue exhibida en su espectáculo "Fe trascendente: Santos Gays, Lesbianas y Transgéneros" en Bisbee, Arizona, Estados Unidos de Norteamérica, en la década de 1990.

Esta pintura audaz sin duda le da un nuevo significado al título otorgado a la Virgen de Guadalupe por el Papa Pío XII: "Reina de México".  Si la Virgen María pudo aparecersele a Juan Diego, un azteca, como una mujer azteca, entonces ¿por qué no se  le podría presentar a una persona queer como una virgen queer?

Guadalupe tiende a dominar las discusiones en América Latina sobre las representaciones de María, pero otras advocaciones de la Virgen tienden a ser más importantes fuera de México, como Nuestra Señora de Luján en Argentina o Nuestra Señora de Aparecida en Brasil. Los artistas están haciendo versiones queer de estas otras vírgenes también. Por ejemplo, Giuseppe Campuzano (1969-2013) del Perú se trasvistió como Nuestra Señora de los Dolores en una pieza de arte que aparece en su libro "Museo Travesti del Perú", publicado en el año 2008.

___

Enlaces relacionados:

Museo, musexo, mutexto, mutante: la máquina travesti de Giuseppe Campuzano (Guggenheim.org)

Virgen de Guadalupe en el Arte Contemporáneo (Feminist Texican)


___

Varios iconos de la Virgen de Guadalupe como de otras santas y santos están disponibles en tarjetas, placas, camisetas, tazas, velas y otros objetos en las tiendas Trinidad.




_________


Esta entrada es parte de la Serie Santos GLBTI por Kittredge Cherry en el blog Jesus in Love [Jesús enamorado]. Ese blog presenta en las fechas adecuadas durante todo el año tanto santas y santos como mártires, héroes, heroinas y personas consagradas de especial interés para las personas gays, lesbianas, bisexuales, transexuales e intersexuales (GLBTI) y sus aliadas y aliados.

Esta entrada es una traducción de Queer Lady of Guadalupe: Artists re-imagine an icon del blog Jesus in Love. Traducción de Hugo Córdova Quero.

Copyright © Kittredge Cherry . Todos los derechos reservados.

Bookmark and Share

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada